martes, 20 de marzo de 2012

MODELOS Y TECNICAS DE INTERVENCION EN ORIENTACION FAMILIAR


La orientación familiar es una labor fundamental en el que hacer de los orientadores educativos, quienes pueden utilizar los modelos y técnicas desarrolladas por las distintas escuelas o enfoques de terapia familiar, los orientadores trabajan con aquellas familias en las que las conductas o las relaciones que se establecen entre lo que los miembros de la familia dificultan el ajuste escolar de los hijos.

TERAPIA FAMILIAR CON EL ENFOQUE DEL MENAL RESEARCH INSTITUTE

Conceptos fundamentales: Este enfoque tiene como propósito el modificar las patas de conducta que se organizan alrededor del problema para mantenerlo. El concepto fundamental es el de complementariedad recursiva, según el cual los diferentes lados de una relación participan en una conexión complementaria aunque permanecen distintos. Dos son las complementariedades recursivas que buscan construir estos terapeutas. La primera es entre las conductas del problema y los intentos de solución a la misma, la segunda es entre la conducta problema y el marco cognitivo que la encuadra. 



Génesis y mantenimiento del problema: El problema es el resultado de una pauta de interacción que se origina como resultado de un mutuo reforzamiento entre una conducta originada por una cognición específica y los intentos de solución que se derivan. Esta relación origina la definición de la conducta como problema.
Metas terapéuticas: La meta de la terapia es modificar la pauta de interacción que ocurre alrededor del problema, se debe modificar el marco cognitivo de manera tal que se produzca una transformación en la pauta lógica que relaciona el problema y su solución
.
Estrategias y técnicas: Dentro de este enfoque el terapeuta debe iniciar su intervención definiendo claramente el problema que incluye precisar aspectos como desde cuando se presenta, con qué frecuencia, en qué circunstancias y las reacciones de las otras personas ante el mismo, la historia de las soluciones que para él se intentaron y el significado que le dan los diferentes integrantes de la familia al problema y a las soluciones intentadas para resolverlo, y posteriormente atreves de reenmarcamiento se debe modificar el marco  cognitivo que mantiene la lógica de la pauta de interacción acerca del problema. A partir del reenmarcamiento el terapeuta debe proponer soluciones diferentes a las que habitualmente ha intentado la familia o tan solo bloquear las soluciones que han intentado. 

TERAPIA FAMILIAR CON ENFOQUE ESTRATEGICO

Conceptos fundamentales: Este enfoque se interesa en el aquí y en el ahora de la familia. Su énfasis esta en ayudar a las familias a manejar de manera efectiva los problemas que enfrentan en determinadas etapas de la vida, especialmente en los periodos de transición entre una etapa y otra.  Una particularidad de este enfoque es que considera que en el mantenimiento del problema influye no solo el contexto familiar sino también agentes externos a la familia.
Génesis y mantenimiento del problema: Los síntomas son considerados como resultado de acciones entre las personas y adaptados a las relaciones que ellas mantienen. Dentro de esta postura se considera que el problema es mantenido por el comportamiento mismo que trata de suprimirlo. 

Metas terapéuticas: Impedir la repetición de las secuencias de conductas que mantienen el problema e introducir mayor complejidad y alternativas en el comportamiento del cliente.
Estrategias y técnicas: La estrategia central de la cual parte este enfoque es la de definir el problema de manera tal que sea posible solucionarlo. El problema se define abarcando cuando menos en dos personas y habitualmente a tres. Lo primero que debe discernir el orientador es quienes están involucrados en el problema y de qué manera, es decir las personas y las secuencias de conductas que mantienen el problema.
Las intervenciones suelen tomar la forma de directivas sobre algo que los miembros de la familia tienen que realizar dentro y fuera de la entrevista.  
Según Haley (1980), las finalidades de la directiva son:
1.    -Provocar cambios en la manera de comportarse de las personas.
2.    -Incrementar la relación del terapeuta con el cliente, pues al sugerirles que hacer entra a ser parte de las acciones de sus clientes.
3.   -para obtener información, pues la manera en que un individuo responda es esclarecedora acerca de cómo responde a los cambios.
Hay dos maneras de impartir directivas:
Directivas directas:  Decirle a la gente que debe hacer con el propósito de que lo cumplan, en las que se debe tomar en cuenta varios puntos como la precisión, el procurar la participación de toda la familia, el orientador debe verificar que cada integrante de la familia ha comprendido totalmente su papel.

Directivas paradójicas:  Decírselos con el propósito de que no lo cumplan y cambien por vía de rebelarse ante las ordenes del orientador. Algunas estrategias para hacer uso de etas es el refrenar a los miembros de una conducta que implique una mejoría haciéndoles ver sus consecuencias, se le pide a la familia que lleven a cabo varias veces la conducta de la que se quejan.

ENFOQUE COMUNICACIONAL

Conceptos fundamentales: En este modelo se parte de una serie de ideas básicas acerca del funcionamiento familiar, dentro de las cuales pueden mencionarse por su importancia las siguientes:
1.    -El comportamiento de una persona dentro de la familia solo puede ser entendido dentro de un contexto comunicativo relacional. 
2.    -La familia es un sistema homeostático, siempre tiende a buscar el mantener el equilibrio.
3.   -Dentro de la familia se desarrollan una serie de patrones comunicativos que determinan las interacciones que se establecen dentro de la misma.
4. -La sustitución de la noción de causalidad lineal (un evento causa a otro) por la de la causalidad circular (los distintos eventos se influyen mutuamente entre sí para mantener cierto patrón de comunicación).
5.   -Sostienen la idea de que la comunicación tiene dos aspectos íntimamente relacionados: el semántico que especifica el significado de la comunicación y un aspecto político que atiende a las consecuencias organizacionales de la comunicación.


De acuerdo con el modelo de Satir existen cinco estilos de comunicación en la familia:
1.      - El culpar o criticar al otro
2.      -Racionalizar o intelectualizar
3.      -Distraer o desviar la atención a otro tema
4.      -Abdicar o complacer al otro
5.      -Congruencia o asertividad

Génesis y mantenimiento del problema: Los problemas en la familia se presentan cuando no se permite el sentido de individualidad y valía personal entre sus miembros, cuando los padres no son buenos modelos de comunicación, cuando la comunicación es incongruente con mensajes ambiguos o poco claros y cuando la comunicación es incompleta o se hacen supuestos, sin confirmar las dudas.
Metas terapéuticas: La meta terapéutica es ayudar a la familia a reconocer las diferencias individuales entre sus miembros en la manera de comunicarse entre ellos, aceptar los desacuerdos y percepciones individuales ante una misma situación y aprender a comunicarle a los otros lo que percibe de cierta situación, de cómo se ve el problema, lo que siente y piensa acerca del mismo y la manera de manifestar abiertamente los desacuerdo. 
Estrategias y técnicas: Enseña a la familia un nuevo lenguaje para comunicarse y entender los problemas de comunicación que existen entre ellos, que concibe como la causa principal de su disfuncionalidad. En el transcurso de la terapia, el terapeuta intenta clarificar que ideas y expectativas tiene cada miembro de la familia acerca del terapeuta y de la terapia, así como del porque están en dicho proceso.
"El terapeuta debe modelar y enseñar a la familia a cambiar sus patrones de comunicación, a cómo ponerse en contacto con sus propios sentimientos, como escuchar a los otros, como solicitar la clarificación de los mensajes recibidos."


TERAPIA FAMILIAR ESTRUCTURAL

Conceptos fundamentales:  Parte del supuesto de lo que es el funcionamiento normal de una familia. La familia normal no puede ser distinguida de la anormal por la ausencia de problemas, sino por poseer una estructura que le permita adaptarse a las demandas propias tanto del medio externo, como las producidas por el mismo proceso de cambio de la familia a lo largo de sus diversas etapas, de manera tal que se permita el desarrollo de cada miembro. 
Para explicar cómo se estructuran las relaciones entre los diferentes subsistemas Minuchin (1974) utiliza fundamentalmente los siguientes conceptos:
-Limites: están constituidos por las reglas que definen quienes participan y de qué manera. Permiten la diferenciación de cada subsistema, lo que a su vez facilita el adecuado funcionamiento de los mismos.
-Coaliciones: siempre involucra a tres personas, de las cuales dos de se unen para enfrentar a la otra. 
-Jerarquía: debe de existir un reconocimiento por parte de los diferentes subsistemas de un mayor poder del subsistema parental.

Génesis y mantenimiento del problema: El problema es un recurso para mantener en equilibrio un sistema, o es mantenido por el propio sistema. El problema puede originarse en la estructura del propio sistema o haberse originado en un miembro en particular y ser apoyado por el sistema familiar. 
Metas terapéuticas: La meta de esta terapia es la transformación o reestructuración del sistema familiar, lo cual conduce al cambio en la manera en que los individuos se relacionan entre sí. 

Estrategias y técnicas
Coparticipación: se logra cuando el terapeuta hace saber a los diferentes miembros de la familia que están siendo comprendidos, y que se está trabando con ellos y para ellos. El principal instrumento para lograr la participación es el propio terapeuta, quien debe ser capaz de adoptar diferentes posiciones, de manera tal que la familia se pueda sentir segura para intentar pautas de comportamiento tanto alternativas como no habituales, y de esta manera cambar su estructura.
Las posiciones desde las cuales se puede relacionar el terapeuta con la familia son: 

-posición de cercanía
-posición intermedia 
- posición distante. 
Planificación de las intervenciones a partir del mapa de la familia: Antes de planear su intervención, el terapeuta debe elaborar un mapa de la estructura de la familia. Para ello observa las pautas de interacción que se presentan dentro de la misma. La descripción de la estructura familiar comprende información acerca de aspectos como: composición familiar, las jerarquías, los imites que existen entre los miembros de un subsistema.
Promoción del cambio: El terapeuta debe socavar la homeostasis y producir crisis que empujen al sistema familiar a desarrollar otras pautas de funcionamiento. El cambio en las pautas de interacción familiar pude producirse:
·         Cuestionando el síntoma
·         Cuestionando la estructura
·         Cuestionando la realidad familiar

Técnicas
Reencuadramiento: Busca promover el cambio; debe convencer a la familia de que un nuevo punto de vista les abre nuevas perspectivas y les permite iniciar un proceso de cambio. 
Escenificación: El orientador pide a la familia que discuta durante el transcurso de la sesión una situación o que resuelva un problema en su presencia.
Enfoque: El orientador debe elaborar un plan estratégico de intervención y enfocarse en la información referida a las pautas de interacción que pretende modificar, ignorando en momento otra información que no es útil para sus metas terapéuticas.

Intensidad:  Busca que la familia reconozca y acepte el mensaje que les está enviando. Algunos de los procedimientos son la repetición del mensaje, la modificación del tiempo, el cambio en la distancia.
Establecimiento de límites: Se regulan las interacciones entre los diferentes subsistemas. Se logra a través del establecimiento de una distancia psicológica adecuada entre subsistemas que estén demasiado unidos o separados.
Desequilibrio: El orientador puede cuestionar y modificar la distribución del poder en una familia. El orientador se alía con un miembro de la familia con poco poder con el objetivo de modificar su posición de poder dentro de la familia.
Complementariedad: El orientador debe procurar que los miembros de la familia vean sus problemáticas como parte de un todo que está por encima de su yo individual. 
Cuestionamiento de la realidad familiar:  toda la familia posee un conjunto de esquemas cognitivos que legitiman o validan la organización familiar. El orientador puede cuestionar la manera en que una familia legítima se estructura a través de las técnicas como la utilización de constructores cognitivos que cuestionan los utilizados por la familia para explicar su realidad.


ESCUELA DE MILÁN

Conceptos fundamentales: Parte de la creencia de que el sistema no crea el problema sino a la inversa, el problema crea el sistema. Las familias con problemas se caracterizan por desarrollar juegos familiares no reconocidos en que los miembros se esfuerzan por lograr cada uno el control de las conductas. Otro concepto es el de “sistema significante” el cual incluye además de la familia a todas las instituciones y personas que participan en el intento de aliviar os problemas de la misma.
Génesis y mantenimiento del problema: Se oriental contexto de significado que encuadra u organiza los síntomas. El propósito de la misma es descubrir las pautas de significado contextual, que sirvan para recurrir a que el sistema perturbado se reorganice así mismo. 
Metas terapéuticas: El terapeuta debe evidenciar las interacciones que se producen alrededor del problema y operan para mantenerlo, para realizar intervenciones que provoquen un cambio en la autoorganizacion del sistema.
Estrategias y técnicas: Aquí los terapeutas sostienen que es mejor enfocar la terapia familiar desde un trabajo en equipo. Un miembro del equipo entrevista a la familia y el resto del mismo observa detrás de n espejo y solo participa en la elaboración de hipótesis y del plan de intervención. Los terapeutas proponen además una división de la sesión en cinco partes, reunión previa, entrevista, intervalo para debate, intervención y debate final.

Técnicas desarrolladas

Posición de neutralidad: Si un terapeuta logra mantenerse neutral durante una sesión, los miembros de la familia entrevista no podrán decir que se puso de parte de uno de ellos. La neutralidad como principio organizador de la terapia responde a la creencia de los autores de que la familia tiene una capacidad autocorrectora y que por lo tanto se debe permitir que por sí misma decida los cambios deseados.

Formulación de hipótesis:  El equipo elabora una hipótesis la cual sirve de marco de referencia, que especifica porque la familia opera, actúa, comunica o se presenta de una determinada manera. Las hipótesis deben de ser circulares es decir deben intentar conectar con el problema las comunicaciones y las pautas de relación de todos los miembros de la familia y de las personas relacionadas que han intentado participar en la solución del mismo.

Connotación positiva:  Connota de manera positiva la lógica con arreglo a la cual un sistema problemático permanece estable; lo hace señalando que el problema de los miembros de la familia es de hecho una solución. La connotación positiva es un mensaje por medio del cual el o los terapeutas comunican a la familia que su problema es lógico y significativo dentro de su contexto.

Descripción de rituales:  Los rituales son pautas de conducta que ocurren de manera sistemática en el seno de la familia en determinados tiempos y momentos. Tiene como objetivo modificar una secuencia de conducta disfuncional, ya sea provocando una intensificación que produzca una rebelión por parte de la familia o favoreciendo la aparición de conductas antagónicas a la pauta de conducta disfuncional. Existen dos tipos de rituales uno implica la interacción patológica para hacerla estallar y el otro introduce directivas antagónicas en una secuencia de hechos.

Entrevista circular: El objetivo de esta es buscar diferencias. En ella el terapeuta conduce la entrevista sobre la base de la información recibida de la familia en respuesta a su pedido de información acerca de los vínculos y de diferencias en la percepción de los mismos cambios que se han experimentado (Selvini, Boscoso, Ceccin y Prata, 1980). Las preguntas más usadas se pueden dividir en varias categorías: preguntas acerca de las diferencias en la percepción de los vínculos acerca de las diferencias de percepción de grados, preguntas de diferencias entre el pasado y el presente y preguntas hipotéticas o relativas al futuro.

TERAPIA FAMILIAR NARRATIVA

Conceptos fundamentales: Sostiene que la realidad objetiva influye en las personas a través del significado que le dan las mismas dentro de un contexto histórico determinado. Dos son los presupuestos básicos de este enfoque: la experiencia humana es sumamente ambigua y el significado que la persona atribuye a esa experiencia ejerce una importante influencia en su vida. 
Este enfoque sostiene que el proceso de desarrollo de una historia acerca de la propia vida y de la vida en familia es lo que se convierte en la base de toda identidad. La identidad se va interpretando con base a la experiencia personal del individuo y de las relaciones que sostiene con los otros.

Génesis y mantenimiento del problema: En la postura narrativa se parte del presupuesto de que es la definición del problema la encargada de crear un sistema que sirve para mantenerlo. El sistema se forma por las personas y sus actos de habla o conducta, que perpetuán el problema. Estos sistemas son una red de conversaciones armadas en torno a algo definido, en y a través de esas conversaciones como problema.  

Metas terapéuticas: El terapeuta tiene que cambiar la narrativa construida acerca del problema, pues la nueva narrativa, para ser mantenida necesitara que lo integrantes de la familia desarrollen nuevas conductas y maneras de relacionarse entre sí.

Estrategias y técnicas
En general acepta todas aquellas que promuevan una conversación abierta de los integrantes de las familias.

Adopción por parte del terapeuta de una posición de ignorancia:  El terapeuta adopta una posición de ignorancia hacia lo que le sucede a la familia; la adopción de esta posición implica la comunicación a la familia de una genuina curiosidad hacia lo que narra con relación a sí misma y con respecto a los distintos individuos que la integran, así como de una necesidad de informarse más con respecto a lo que se está diciendo.

Creación de espacios conversacionales: La creación de un espacio donde la familia se sienta libre de contar su historia es el requisito básico, según este punto de vista de la terapia, para lograr una conversación terapéutica. El pre-requisito básico para la creación de este espacio es que el terapeuta muestre a través de sus intervenciones una necesidad genuina de saber más acerca de lo expresado por la familia y un intento por entender la perspectiva familiar ante las diversas situaciones de su vida.

Equipo reflexivo: Este está compuesto por varios profesionales que escuchan la conversación entre el terapeuta y la familia sin participar, y al final el terapeuta le pide al equipo que converse acerca del problema planteado por la familia y ofrezca alternativas de solución.

Exteriorización del problema:  Cuando el problema se ve como algo externo a la vida de las personas, estas adquieren la posibilidad de darle un nuevo significado y generar nuevas posibilidades de solución. La exteriorización del problema puede iniciarse conversando acerca de la influencia del problema en la vida y las relaciones de cada miembro de la familia, la influencia de las personas y las relaciones entre ellos en la existencia y el mantenimiento del problema y acerca de los acontecimientos que contradicen la existencia del problema. Esto ayuda a las personas a descubrir sus propias competencias y recursos para enfrentar las situaciones difíciles.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada